Sábado 18 de Noviembre del 2017

logo

Por Javier Contreras/ @Javiperiodismo

Tomado de la Agencia de Noticias Spacio Libre

Pina2

Peregrina Morgan, Presidenta COSUSINEACE

El Sistema Nacional de Evaluación, Acreditación y Certificación de la Calidad Educativa (SINEACE), en cooperación con el Banco Mundial lanzará hoy, el proyecto Procalidad, por el que destinará más de 143 millones de soles para mejorar la calidad y la eficacia de las universidades peruanas, al respecto conversamos con Peregrina Morgan Lora, presidenta del consejo superior de SINEACE, quien se refirió a  los alcances y objetivos de este ambicioso proyecto.

La universidad peruana, su crisis, sus carencias, sus limitaciones, sus miserias, sus desafíos … 

La Universidad es la máxima aspiración de una persona que al terminar secundaria quiere tener una profesión, pero también presenta muchos desafíos, porque tener calidad no es fácil, requiere de una plana docente bien calificada que sea capaz de guiar al alumno a la investigación, a la búsqueda de fuentes, por lo que la universidad debería garantizar que los alumnos puedan tener acceso a nuevo conocimiento y a partir de ellos, generar propio conocimiento.

Una universidad no debería contentarse con tener una biblioteca con algunos cuantos libros, tiene que ser un centro de información y referencia, que les permita (a los alumnos) acceder a las mejores revistas, las mejores son las revistas indexadas que contienen artículos con lo último del avance de la ciencia y la tecnología”.

Entonces ¿Por qué invertir en educación universitaria?

Si no se invierte no vamos a tener un potencial humano calificado necesario para hacer competitivo al país, y la inversión no debe ser solo en las universidades sino también en el nivel técnico,  50% de la población peruana es pobre y  al terminar la secundaria, necesitan tener trabajo y un ingreso rápido, por eso los estudios técnicos son muy atractivos para la mayoría de jóvenes.

¿Cuáles son los requisitos de las universidades que quieran recibir el apoyo de este proyecto?

Nosotros promovemos que las universidades acrediten su calidad, existen estándares que ayudan a evaluar a la universidad que quiere acreditarse y se usan para evaluar, el proceso (de acreditación) parte de la autoevaluación donde la universidad se mira a si misma y reconoce sus falencias, luego se elabora un plan de mejora, y después solicita una evaluación externa por entidades que emiten un informe al CONEAU, que es el organismo que finalmente otorga la certificación.

El proyecto de la nueva Ley Universitaria plantea que todas las universidades deben acreditarse ¿Cuál es el rol que el SINEACE asumirá en este contexto?

Pro calidad es un proyecto de inversión pública para alcanzar la calidad y se orienta a la acreditación y fortalecimiento de los organismos de educación superior, tendremos dos observatorios, uno que se llama Acredita Perú donde están las universidades acreditadas o en proceso de acreditación y el otro es Futuro profesional que permite a los jóvenes que quieran elegir una carrera tener el abanico y el perfil que tiene para cada profesión.

Procalidad plantea un apoyo económico para las universidades que quieran acreditarse…

Este es un fondo concursable, las universidades que ganen el concurso recibirán el fondo para financiar su plan de mejora y la evaluación externa que les permitirá llegar a la acreditación, tiene la mayor inversión del proyecto, la universidad que presente su plan de mejora será evaluada por un equipo de expertos que decidirán quienes merecen recibir el fondo.

“Partiremos con las universidades públicas, el estado las ha priorizado, porque son las que más sienten las carencias”.

Volvamos a la universidad peruana de hoy, que está en crisis, sumida en un letargo profundo ¿Hay universidades que podrían acreditar su calidad, en este momento?

Yo creo que algunas universidades privadas si podrían estar listas para la acreditación,  pero llegar a la acreditación no es un esfuerzo de corto plazo, la idea es desarrollar una cultura de calidad para que se aspire a eso, y que la misma sociedad exija que las universidades tengan calidad.

¿Cómo se va a supervisar el correcto uso del fondo por las universidades que lo reciban?

Parte del fondo está destinado a esa supervisión y uso adecuado de los fondos, tienen que rendir cuenta del dinero que reciben.

Lo digo porque en la elaboración del presupuesto nacional se indicó que muchas universidades nacionales de provincia reciben dinero por casos como el canon minero y no lo invierten adecuadamente.

Con el canon hubieron dudas porque no estaba claro el fin de estos recursos, en un principio se indicó que debían ser destinada para obras de infraestructura, y recién desde hace 2 años se ha dado la posibilidad que se use para la investigación, pero como no existe una cultura de investigación en las universidades peruana, surgen vacíos.

Pro calidad se plantea acompañar a las universidades en un proyecto largo, pero hay necesidades que urgen resolver pronto como las universidades fantasmas o la existencia de organizaciones fantasmas como la ANR, ¿Cómo pretenden actuar con estas necesidades?

Estamos hablando de la mejora continua de la universidad, por eso necesitamos un marco normativo que ubiquen a las instituciones que necesitan un nicho donde actuar, el SINEACE debe coordinar con todas las organizaciones que el marco legal defina, la ley vigente esta dictada hace 30 años, lo cual es mucho tiempo y urge cambios.

¿A dónde apunta en el corto plazo procalidad?

Apunta a mejorar la universidad peruana en 5 años, pero luego el Estado se ha comprometido a darle sostenibilidad, en 5 años por lo menos 30% de universidades deberían estar acreditadas.